Hoy me he planteado seriamente dejarlo todo, sentar la cabeza y empezar a pensar en el futuro. Han sido varias horas de pensar, hasta que he visto que, si he de hacer todo eso algún día, aún no es el momento.

La causa ha sido algo personal que prefiero mantener así, pues no es algo que me afecte en exclusiva, así que es mejor no decir nada.

Para compensar tanto rato de sensatez reflexiva, mañana me daré una pequeña fiesta con Criss… y una amiga suya.

Ah, la vida es hermosa.